voluntariado en la naturaleza

Un puñado de buenas razones por las que hacer tu próximo voluntariado en la naturaleza

Este es mi particular «manifiesto» sobre el voluntariado en la naturaleza, o el voluntariado relacionado con el medio ambiente, para animarte a ayudar de muchas más maneras de las que piensas, ¡y por muchas y buenas razones!

Con este artículo quiero mostrarte que hacer un voluntariado en la naturaleza, o relacionado con el medio ambiente, tiene un efecto mucho más importante de lo que en principio puedas pensar.

Además, voy a desvelarte la >> verdadera razón << por la que no hay más gente haciendo voluntariados ambientales, y por la que quizá tú, todavía, tampoco lo has hecho.

En qué consiste un voluntariado en la naturaleza

No se trata solo de recoger basura en la playa o dar una charla sobre la vacunación de los perretes domésticos.

Cosas que, todo sea dicho, son muy importantes.

Un voluntariado en la naturaleza también puede consistir en diseñar estrategias y planes de desarrollo para que comunidades enteras no tengan que talar sus bosques.

O puede tratarse de concienciar a un grupo de personas sobre medidas de higiene para no contaminar el agua de un río.

El voluntariado ambiental, medioambiental, o en la naturaleza, como a mí me gusta llamarlo, es el trabajo que se realiza en ese ámbito y que tiene un impacto beneficioso para las personas que habitan o se nutren de ese ecosistema.

Como te digo, me gusta llamarlo en la naturaleza porque, tal y como yo lo entiendo, no todo son trabajos puramente ambientales, pero sí EN la naturaleza; Como por ejemplo, la educación ambiental, la planificación o la sensibilización en sus distintas formas.

Pero si quieres saber más sobre los distintos tipos de voluntariado que puedes hacer, lo mejor es que vayas a mi Mega-guía de tipos de voluntariado para enterarte de todo lo que puedes hacer y de cómo hacerlo.

La única razón por la que no hay más gente haciendo voluntariado ambiental

Lo siguiente que quiero contarte es que un voluntariado ambiental, aunque esa sea su temática principal y el trabajo que vayas a hacer está relacionado con el medio ambiente, no quiere decir que no vayas a trabajar con personas.

En absoluto.

Casi siempre, cualquier voluntariado ambiental se hace porque tiene un impacto sobre las personas.

Así que, ya no puedes poner la excusa de que no sabes en qué ámbito hacer tu próximo voluntariado porque tú lo que quieres es ayudar a otras personas a mejorar su calidad de vida.

– Haz un voluntariado en la naturaleza, y lo estarás cumpliendo.

Si te quedan dudas, lee este «manifiesto» y me cuentas en los comentarios si crees que son suficientes razones o, por el contrario, sigues pensando que tú no puedes hacer un voluntariado medioambiental.

Adelante, me encantaría que, sobre todo si no sabes cómo elegir tu próximo voluntariado, leas este puñado de buenas razones para hacer un voluntariado en la naturaleza.

Un puñado de buenas razones para hacer tu voluntariado en la naturaleza


> 1

La naturaleza es ese lugar donde todo pasa y el lugar de donde vienen todos los recursos que utilizamos en nuestra vida.

> 2

Un voluntariado en la naturaleza, o voluntariado MEDIOAMBIENTAL, tiene un gran impacto SOCIAL.

> 3

La pobreza está directamente relacionada con el acceso a los recursos naturales y la calidad del medio ambiente.

Si conseguimos generar una conciencia global y cambios en la relación con los recursos, podemos llegar a influir sobre los índices de pobreza en determinadas zonas que dependen directamente de ellos.

> 4

Porque el voluntariado en la naturaleza, cuando se hace de forma ética, contribuye al Desarrollo Sostenible y a la Conservación de los Recursos Naturales.

Ambos aspectos están planteados como retos a nivel mundial y están considerados en los Objetivos de Desarrollo Sostenible, los famosos ODS.

> 5

El voluntariado es una ventana al mundo para tomar conciencia con otra realidad, muchas veces no tan lejana a la nuestra, abrir nuestra consciencia y actuar en consecuencia.

> 6

Ayudar a otros es una filosofía de vida.

> 7

Al igual que el Cambio Climático es global, el deterioro de la naturaleza también lo es.

Haciendo un voluntariado en la naturaleza o relacionado con el medio ambiente en otra parte del mundo, preservas un entorno que nos beneficiará a todos.

> 8

Haz un voluntariado en la naturaleza por todo lo que vas a aprender.

> 9

Por todo lo que puedes enseñar a otras personas que no han tenido el acceso a la misma educación, como por ejemplo, algo tan sencillo como reciclar, no contaminar el agua, o respetar a los animales.

> 10

Conocerás gente interesante y creativa, y podrás crear una red de contactos de personas con la misma inquietud que tú, en las que apoyarte para seguir creando iniciativas que cambien el mundo.

Después de leerlas, ¿qué te han parecen estas razones?

¿Has descubierto algo nuevo que te haya hecho replantearte tu próximo voluntariado?

¿Te ves capaz de hacer un voluntariado ambiental, adaptado a lo que tú podrías aportar, en algún lugar donde eso haga falta?

¿Qué otra razón añadirías para dedicar tu tiempo a hacer un voluntariado en la naturaleza?

Te espero en los comentarios.

Me encanta que lo compartas!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email
Share on Whatsapp
Whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.